Propuesta: Plan ciudadano IMEX SALUD 2018-2017

Hacer mexico generico

Mesa de Perspectivas: La salud para el Ciudadano. Dificultades para la prevención.

Primera Parte: Dificultades del Ciudadano y su familia para la prevención de la Obesidad y laDiabetes Mellitus.

Autor Ciudadano Dr Antonio Gonzalez Chávez

Opinión de un ciudadano a otro ciudadano, una charla común, su realidad, y su salud.

En el caminar diario en nuestra sociedad, como ciudadanos, tenemos grandes prioridades, y unade ellas que todos mencionamos es el decir ufanamente “mientras que tenga salud” lo demástiene que salir y esta es en realidad la principal barrera, ya que dicha expresión es más usada comopara quedar bien ante los demás que en si representar la presencia de una cultura en salud.

El ciudadano mexicano, no invierte en sí mismo por su salud, quizá acuda cuando le duela algo, yva por lo común a lugares donde no le cueste mucho.

Si escucha que debe alimentarse sanamente y hacer ejercicio, de manera diaria, pero existenmuchas excusas la mayoría validas, falta de tiempo ,trabajo, etc, pero no tiene ningún cuidado porsaber que nutrientes contienen los alimentos que consumen, no saben la cantidad de calorías quecomen diariamente, no considera que las bebidas también tiene gran cantidad de calorías, y noreconoce los atracones, situación muy común, que se justifica grandemente al decir que no comióbien y cena abundantemente .

Todos consideran que hacen ejercicio, al realizar sus actividades rutinarias, desconociendo eltérmino de sedentario, o bien realizan ejercicio por temporadas cortas, de manera extenuante,pero que finalmente no es útil, siendo común realizar actividad física extenuante los fines desemana, sin tener condición física, ignorando que este tipo de actividad le representa más riesgoque beneficio a su salud.

Estos hábitos anteriormente mencionados son desastrosos, ya que este comportamiento será unejemplo para su familia, los hijos aprenden de lo que ven, aprenden a comer en la mesa de la casa,y si los papas consideran que la llantita a nivel del abdomen, o el incremento de peso, es signo deun buen disfrute de la vida y por lo tanto lo lucen socialmente, y al encontrarse con otrosciudadanos que aceptan tal concepto, se sienten que la sociedad los ha aceptado como tal, todostenemos llantita, y por lo tanto socialmente tal estado es considerado normal, tanto que hemosaceptado que nuestros hijos desarrollen tal condición.

Tal comportamiento social, aunado a un entorno obesogénico( por 10 pesos más, le damos unaporción más grande o un refresco más grande ,comemos para llenarnos, si es buffetaprovechamos lo que pagamos y comemos abundantemente o compramos el refresco másgrande ya que da idea que tengo dinero y para más, todos mencionamos la comida chatarra, pero todos la comemos ,sin que haya conciencia si lo hacemos todos los días, no hay esfuerzo parabuscar algo diferente, se hace costumbre y nos justificamos que solo para eso nos alcanza.

En lo anterior la mercadotecnia y la publicidad, hace su parte ,los comerciales nos alientan asentirnos socialmente aceptados si consumimos lo que anuncian, y que desafortunadamente sonproductos con alta densidad energética, “ con buen sabor” que lentamente nos llevara aacostumbrarnos a ellos, y una vez que llegan a nuestra mesa de la casa, lo habitual es que ya sequede generacionalmente, ya que los niños simplemente seguirán el ejemplo, y como legado porlo tanto a las nuevas generaciones les hemos dejado a la Obesidad como premio.

De ahí que gordito te ves más bonito, y culturalmente en México, aun no se reconoce a laObesidad como una enfermedad, y a pesar de que alguien les pueda mencionar que lo ven másgordito, realmente no les causa preocupación, y no modifican sus hábitos, situación que se vuelveextrema, y que nos ha llevado a que cada 7 de 10 mexicanos adultos tengan sobrepeso y obesidady cada 4 de 10 niños mexicanos tengan sobrepeso y obesidad.

El ser obeso no duele, y por lo común un amigo, o familiar no le dice a una persona que lo ve más“gordo” y menos en el sistema de salud, ya que una persona obesa que acude por otra razón, porejemplo por un resfriado, a un centro de salud o a un Hospital , puede suceder que no le tomen nipeso, ni talla y menos perímetro de la cintura o determinación del índice de masa corporal y si lohacen, lo anotan pero al pasar a consulta lo verán del resfriado y no le mencionaran nada encuanto al problema de Obesidad, ya que nuestro sistema de salud por saturación, o por falta decapacitación del personal de salud para realizar detección de enfermedades crónicas notrasmisibles como la Obesidad, no toman en cuenta este problema cayendo en una doblesituación, el sistema de salud concluye que para que se lo dice si es obvio, como no lo va a saberla persona, y que lo más seguro es que no hace caso al médico, y el paciente por su parte, diráque no le dijeron nada y que entonces está bien de salud, y que de su peso está bien.

La charla termina, los ciudadanos se despiden, dicen que ojala a ellos no les pase nada, finalmentediscuten un problema pero se siente ajenos al mismo.

Yo como ciudadano que estuve presente y los escuche me siento con la responsabilidad detrascribir en términos técnicos lo que en el fondo verdaderamente hablaron y que son lasdificultades que tienen los ciudadanos y sus familias para prevenir laObesidad y la Diabetes tipo 2 y que pueden expresarse de la siguiente manera:

1.-Culturalmente la Obesidad no por todos es considerada como una enfermedad crónica, por elcontrario se toma como un status de bienestar.

2.- El ciudadano no sabe precisar si es obeso o no y no hay quien lo oriente, el sistema de salud enla atención del primer nivel se encuentra saturado atendiendo ya enfermedades, por lo que lasacciones en prevención son secundarias y limitadas, tal como lo demuestra Ensanut 2006 ,2012 y2016.

3.- En el contexto ambiental no se precisa que los malos hábitos de comer y de no realizaractividad física, son los principales detonantes de la Obesidad, no hay información disponible que contrarreste la abrumadora disponibilidad y publicidad que alienta a consumir alimentos y bebidas densamente energéticos.El plato saludable, el etiquetado nutrimental, el chécate y mídete, son estrategias solo deinformación, que de acuerdo con Ensanut 2016 de medio camino, las personas no las hanentendido en su totalidad, y por lo tanto no ha habido algún impacto positivo en algún indicadoren salud.Las campañas escolares han tenido poca repercusión ya que no hay un vínculo de comunicacióncon la familia del escolar, en cuyo seno hay usos y costumbres y hasta tradición en la manera decomer de tal forma que al sentarse en la mesa, los niños, culturalmente son atrapados, no sonescuchados y obedecen lo indicado por los adultos.

4.- Por lo anterior el paciente tiene poco compromiso en su autocuidado, ya que no sabe que es suresponsabilidad, pero también no sabe cómo realizarlo y en que consiste, situación que tiene ungran impacto en su familia y cuyas generaciones más jóvenes tampoco aprenderán en corregirestos malos hábitos, situación demostrada ante el incremento de la Obesidad en niños yadolescentes.

5.-Percepcion inadecuada y desconocimiento de que la Obesidad es un riesgo que favorece eldesarrollo de diabetes tipo 2.

6.- Falta de adherencia al tratamiento, a pesar de que en la mayoría de los casos es auto indicadopor la persona, de manera caprichosa, o sugerida por el vecino y prontamente abandona la dieta yel ejercicio, los cuales realiza por periodos cortos y motivados por auto culpas de haber comidodemasiado.

En este rubro de tratamiento de la obesidad, hay muchos mitos y charlatanería y las personasoptan por soluciones fáciles, usando medicamentos o procedimientos sin base científica, queponen en riesgo su estado de salud, siguiendo el consejo del vecino o amigo, ubicando a laobesidad no como un problema médico y que es de fácil resolución, aspectos que sondimensionados por profesionales de la salud no serios, en donde basta una píldora mágica pararesolver el problema.

Este rubro constituye una barrera enorme, que entorpece el entender que la obesidad es unaenfermedad crónica que requiere un tratamiento integral, y de largo plazo y en el cual hay queconsiderar la presencia de problemas psicológicos dentro de los cuales la definición de lapresencia de trastornos de conducta alimentaria es esencial para orientar adecuadamente elenfoque del tratamiento.Las personas desconocen que son los trastornos de conducta alimentaria y si uno los describe,como por el ejemplo el atracón, si aceptan que lo hacen, pero no le dan importancia ya queconsideran que no es un problema médico o psicológico, sino de falta de tiempo para comer a sushoras, describiendo que lo hacen frecuentemente.

7.- Todas estas dificultades para que el ciudadano y su familia lleven al cabo acciones paraprevenir el desarrollo de obesidad y de diabetes, se ven dimensionadas, al no haber unas políticasde salud claras por ejemplo para la industria alimentaria, y de bebidas, en donde a estas industrias se autorregulan, y no cumplen con lo señalado por la OMS en cuanto al contenido decarbohidratos y de otros nutrientes, no hay una estrategia clara dirigida a la población generalpara favorecer el incremento de sus conocimientos en salud, solo existen campañas deinformación difundidas en diversos medios de comunicación, que no siempre son vistos por elciudadano en condiciones de pobreza, la persistencia en el modelo de salud de construir máshospitales que centros para la atención de primer nivel dimensionan que las acciones deprevención siguen ubicadas en segundo término, y la histórica e imponderable limitación alpresupuesto en salud, que condiciona la presencia de problemas añejos, tal como no lograr lacobertura universal, no tener pruebas de laboratorio suficientes para hacer detección yprevención ni disposición de medicamentos adecuados en el primer nivel y no cubrir lasnecesidades de recursos humanos tanto de médicos como de enfermería y de otros profesionalesque limitan el avanzar a un esquema de abordaje diagnósticos y de tratamiento integral querequieren estas condiciones metabólicas como son la obesidad y la diabetes tipo 2.

Como Ciudadano Conoce

Que la Obesidad es una enfermedad, y que la persona que tiene esta condición tiene unincremento en el riesgo para desarrollar Diabetes tipo 2.

Que 7 de cada 10 adultos tienen la condición de sobrepeso y Obesidad y el 90 % de ellosdesarrollara a futuro diabetes tipo 2 y que por lo tanto son problemas de salud pública quedeterioran el bienestar y reducen la expectativa de vida de muchos mexicanos

Que la Obesidad es una enfermedad tratable, que se puede revertir si se actúa a tiempo y en razónde ello se previene el desarrollo de Diabetes tipo 2.

Que una de los mejores formas de tratamiento para bajar de peso es haciendo un cambio de chiptotal pasando de malos a buenos hábitos para comer saludablemente, limitando la ingesta decarbohidratos y de grasa y tamaño de la porción de lo que come, e incrementando la actividadfísica, caminando 30 minutos diarios 5 veces a la semana, además de sus actividades rutinariasdiarias y que ninguna otra medida dará resultados sino hacemos este cambio de hábitos.

Que el tratamiento de una persona con obesidad, debe ser conducida con supervisión médicaidealmente en centros hospitalarios reconocidos, sobre todo para hacer una evaluación integraldel grado de obesidad que presenta la persona, si tiene o no enfermedades asociadas, incluyendola presencia de trastornos de conducta alimentaria y cuando se requiera tratamientofarmacológico o se considere la necesidad de algún procedimiento quirúrgico y ante cualquierduda considerar una segunda opinión.

Que en el tratamiento de la Obesidad se requiere de la participación del paciente concorresponsabilidad en su autocuidado.

Exige como ciudadano

Que se dé te el derecho de saber si tú y tu familia tienen la condición de Obesidad y si lo tienenque se les dé, el derecho de recuperar su salud y su bienestar recibiendo orientación, informacióny lo necesario para lograrlo,

Exige pero también actúa con corresponsabilidad con participación activa dentro de tutratamiento, informándote activamente en fuentes científicas de lo que es la obesidad y planteatus dudas al médico.

Que se te trate con dignidad y respeto en cualquier ámbito de nuestra sociedad evitando lostérminos de paciente obeso o diabético, exigiendo que se refieran hacia ti como paciente que vivecon obesidad o diabetes.

Que haya información disponible sencilla, a través de decálogos de salud para saber queautocuidados debo realizar para mantener mi salud o bien saber si soy una persona con riesgo detener Obesidad, diabetes tipo2 u otras condiciones metabólicas que pueden representarafectación de mi estado de salud.

Participa como ciudadano

Primero contigo mismo y con tu familia con responsabilidad para recuperar tu salud si están encondición de obesidad o mantener su peso saludable y da el ejemplo para lograrlo, manteniendoel autocuidado en su salud.

Como ciudadano integrante de una sociedad, debes cumplir tus responsabilidades sociales,participa en tu entorno y en el de tus hijos para hacer conciencia en otros ciudadanos de que laobesidad se puede revertir mejorando nuestros hábitos haciendo ejercicio y al alimentarnossaludablemente pero siempre pregonando con el ejemplo.

Es el momento de que los ciudadanos participemos como sociedad y respondamos al llamado delEstado y de la Secretaria de Salud para tomar nuestro lugar en la discusión de las políticaspúblicas en salud que se tienen que construir ,para combatir la Obesidad y la Diabetes tipo 2,colocando nuestras necesidades de acuerdo al mundo real catastrófico en que los ciudadanosvivimos y que se trasforma en extremo por estas condiciones de enfermedad, que deteriorannuestro bienestar y nuestra economía y nuestra expectativa de vida.

Como ciudadanos queremos participar, ya que no queremos el futuro que nos dicen lasautoridades de salud, de más enfermedad, de más obesidad, de más diabetes, y en dondenuestros hijos ya serán parte del problema, queremos ser parte y contribuir con el diseño de lasestrategias de PREVENCION para cambiar este panorama.

Para ello activamente los ciudadanos convocaremos a un panel multidisciplinario de ciudadanosexpertos y no expertos pero que tienen la condición de ser personas con obesidad y diabetes, elcual elaborara los denominados decálogos de salud simples y entendibles que permitirán el iniciodel empoderamiento del paciente para conocer si hay un riesgo en su salud o descontrol de suenfermedad y si lo detecta expresarle que tiene el derecho de acudir a un centro de salud, paraque se le realicen los estudios señalados en los decálogos de salud para estraficar su riesgo y enrazón de ello, las indicaciones que tiene que seguir, y los resultados que se deben obtener en supersona en un tiempo determinado, señalando en los decálogos que, el cómo paciente debe tenerla corresponsabilidad de contribuir con su autocuidado con acciones específicas que él tiene que realizar.

Estos decálogos en salud, reforzaran las acciones que contribuirán a incrementar losconocimientos en salud de la población compromiso que México tiene ante la UNESCO, y que esuna acción indispensable para crear conciencia de la prevención en los ciudadanos.

Los ciudadanos también nos daremos a la tarea de encontrar canales de comunicación con losdiversos sectores de la sociedad, económicos, industriales, políticos, oficiales y otros para que consu participación social responsable se trasformen en instancias activas con la contribución deiniciativas que mejoren colectivamente la salud de los mexicanos.

Yo como ciudadano propongo la creación autónoma de un Consejo Ciudadano que su primeraacción sea el de hacer una consulta nacional ciudadana sobre el modelo de salud que debe serdiseñado para afrontar con mejores resultados el problema de Obesidad y Diabetes tipo 2.

Dicho modelo será propuesto a la Secretaria de Salud, y de la discusión y contrapropuesta asertivade dicha instancia se conformara el plan de salud para el periodo 2018-2030 en relación aobesidad y diabetes.

El consejo ciudadano entre otras funciones rediseñara en base a las necesidades de los ciudadanosuna forma diferente de comunicación masiva que contribuya a que los pacientes o las personas setransformen en personas activas y contribuyan con el autocuidado de su salud, pero también veraque el Estado y la Secretaria de salud, cumplan con las metas establecidas en el plan de salud,para lo cual elaborara indicadores y encuestas de satisfacción de los pacientes o de las personasen cuanto a la percepción de mejoras en el ámbito de salud.

Bibliografía1.-Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Medio Camino 2016 (ENSANUT MC 2016) Instituto Nacional deSalud Pública, Secretaría de Salud, México 2016.2.- Secretaría de Salud. Estrategia Nacional para la Prevencion y el control del Sobrepeso, la Obesidad y laDiabetes, México. 2013.

3. Secretaría de Salud. Emergencia epidemiológica por diabetes mellitus y obesidad. México 2016.https://www.gob.mx/salud/prensa/emite-la- secretaria-de- salud-emergencia- epidemiologica-por- diabetes-mellitus-y- obesidad4. http://checatemidetemuevete.gob.mx/5. Fundación Mídete. Asumiendo el control de la diabetes. México, 2016.